Delpo avanzó en RG venciendo a Montañés

Hubo luces y sombras en el partido que marcó su primer triunfo en Roland Garros. Es que Juan Martín Del Potro debió sufrir por partida doble ante el español Albert Montañés. Si bien sacó adelante su partido de primera ronda por 6-2, 6-7 (5), 6-2 y 6-1 en tres horas y diez minutos, penó y bastante con su maltrecha rodilla. 

En un duelo entre dos campeones del torneo de Estoril, donde este año se vieron las caras con triunfo del argentino (doble 6-2), Delpo logró una sufrida victoria ante uno de los especialistas en tierra batida, a pesar de que su rodilla izquierda le tuvo contra las cuerdas buena parte del duelo.

Hubo un primer set categórico por parte del argentino. Derechas, red, saques, movilidad, reacción, todo a pedir de boca ante un combativo Montañés, que no estaba dispuesto a entregarse facilmente. Asi, en 38 minutos se llevó por 6-2 el set inicial.

Del Potro, que saltó a la pista con unas cintas azules para proteger su rodilla, aguantó bien ese primer parcial, pero en el segundo comenzó mostrar signos de molestias. No corría a algunas dejadas y su cara reflejaba que no se encontraba cómodo. Montañés advirtió lo que pasaba, y empezó a jugar su suerte. Se animó, pensó acertadamente que era la chance, y no la desperdicio.

Todo recayó en el tie-break, luego de estar arriba 5-4 Delpo, diferencia que no puso sostener. Llegado a los penales, el español se llevó un premio que había buscado y que encontró a la quinta oportunidad, después de ir perdiendo en el desempate por 5-2 y ganar cinco puntos consecutivos en ese juego corto.

El jugador de Tandil tuvo que llamar al ‘fisio’ en dos ocasiones y jugó a partir del segundo set con la rodilla fuertemente vendada. A partír de ahí, los gestos en su rostro y la mirada fría de Feanco Davin presagiaban un horizonte con nubarrones en medio del sol del Phillip Chatrier.

Es que Juan Martín apenas podía moverse como acostumbra, y se jugaba cada punto al primer golpe, intentando minimizar esfuerzos. Había que cambiar la estrategia, ser mas punzante con el saque y cortar el juego, ante un Montañés agrandado y que hasta por momentos, devolvía todo al estilo de David Ferrer.

Pero sorprendentemente, Delpo reaccionó en el tercer set, y Montañés no aprovechó su oportunidad. Le dejó mandar con su derecha y el de Tandil encontró la forma de manejar el partido con solvencia. Además, el ibérico no podía sostener el buen ritmo del parcial anterior, que lo llevó a ser mas peligroso de lo que se pensaba. Por eso, ya con el argentino otra vez mas enfocado y menos preocupado por su rodilla, ordenó el juego y puso un 6-2 que a la postre fue lapidario para Montañés.

El último set, sirvió para la estadística, ya que fue cuando se terminó de desdibujar por completo Montañés, y Del Potro retornó al juego sólido que esgrimió en el inicio, aunque con menos movilidad.

Sin dudas que hay que festejar la victoria, pero con reservas por la salud de la rodilla izquierda, que habrá que revisar y analizar hasta donde lo dejará avanzar en París al argentino.

Por lo pronto, se enfrentará en segunda ronda contra el francés Edouard Roger-Vasselin, que venció al canadiense Vasek Pospisil, por 3-6, 6-3, 6-2 y 6-2 .

El informe de ESPN

Delpo : "Es dificil jugar en el aire"

Juan Martín Del Potro comentó, tras vencer al español Albert Montañés, que es "difícil jugar en el aire", al referirse a su lesión en la rodilla izquierda y su falta de apoyo.

"El principio del partido y el final fue cuando mejor me sentí jugando, mejor que la mitad del partido, y eso me deja más tranquilo", dijo Del Potro sobre su estado. "Tengo ahora unos días para recuperarme y seguir con el tratamiento", añadió.

"La rodilla molesta en los apoyos, y no sentirte apoyado es complicado. Es difícil sentirte en el aire, pero quiero salir a la cancha y jugar este torneo", destacó. Y agregó luego “Tengo unos pinchazos en la rodilla, eso es lo que me molesta. Con tratamiento puedo salir a jugar”.

Del Potro recordó que su primer partido en la pista central fue en 2007 contra Rafael Nadal y que esta cancha le agrada especialmente. "Se disfruta con el estadio lleno porque además a la gente le gusta y entiende de tenis. Son cosas extras que hacen más especial el partido", subrayó. "Voy tranquilo haciendo mi torneo", continuó Del Potro, que admitió que es un hombre paciente y que le gusta pasar inadvertido. "Soy algo más tímido que Djokovic", comentó .

"Vasselin es un jugador muy peligroso, tiene un revés muy bueno, y será complicado", añadió sobre su próximo rival .-

Compartir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *