“Es algo que me pasó y lo sabe la gente cercana a mi” dijo Coria acerca de su retiro.

“Papi, tiré una bomba de las tuyas”, le dijo Guillermo Coria a “Cacho”. Unas horas ántes, el periodista Guillermo Caporaletti lo había invitado al programa de Víctor Hugo Morales, sin saber que se venía la noticia. “No lo tenía pensado, no quise mentir, la decisión ya estaba tomada”, aclaro “Willy” el Miércoles  al mediodía, en una conferencia de prensa que fue montada a último momento en el Club Vilas, el día siguiente al anuncio del que ni siquiera estaba al tanto su familia.

Durante tres horas contó los motivos de su retiro. Se cansó, “lo intenté pero no pude”, dijo. El último de esos intentos fue en Tailandia, en Marzo pasado, cuando el israelí Harel Levy le ganó en la primera ronda de un challenger, 6-3 y 6-2. “Tenía un objetivo personal, que era el saque”. Y en Bangkok sacó bien, pero el problema pasaba por otro lado. “No se gana sólo con la manito o talento, se necesita estar bien de la cabeza, convencido de que uno puede lograr sus metas”, explicó. “Ya no tenía esa maldad de querer vencer al rival. Pasé a ser bueno dentro de la cancha y para lograr cosas tenés que tener ese instinto de querer vencer”. En dos palabras: “La motivación”.

A la vuelta de Tailandia decidió el retiro. Y al momento de encontrarle una explicación, “El Mago” arrancó: “Fui recibiendo varios golpes en mi carrera que me fueron desgastando”. Enumeró: la sanción por doping, la final de Roland Garros 2004, el hombro, la operación y la recuperación en España; el saque, comentarios de su vida privada… Se desenfocó. “Una de las cosas que me afectó fue cuando se dijo que yo había tenido problemas con mi señora. Me agarró en un momento en que estaba ahí y me afectó muchísimo. Y cuando vas escuchando cosas, por más que no quieras escucharlas, eso te va matando”, le dijo a la Agencia DIB.

Sin embargo, y en esa misma charla, confirmó que hay algo más detrás de su retiro:

 

 

¿Vas a escribir un libro explicando el verdadero motivo de tu retiro?

 

En el programa de Víctor Hugo dije cosas que no tenía pensado decir. Y esas cosas que dije que tenía ahí, que fueron pasando, no creo que las cuente porque ya no tengo ganas de revolver, no tengo ganas de traer el tema

.

O sea, ¿hay algo muy puntual y muy personal en esta decisión?

 

Es algo que me pasó, que me afectó, y lo sabe la gente cercana a mí, que lo sufrió.

 

¿Esa es la gran causa del retiro?

 

Sí, creo que fue una gran causa.

 

 

Se la guarda. Lo importante, lo que rescata, es que pudo por fin decidirse a hacer pública su decisión. "Desde que vine de Tailandia que no toco una raqueta, estoy con la cabeza en otra cosa. Quería dar este paso para poder enfocarme a full y desarrollar todas las cosas que tengo pensado hacer".

Por delante todavía queda resolver el retiro. No descarta jugar algún torneo, e incluso podría ser parte de la gira sudamericana de polvo de ladrillo, en febrero. Y después, clínicas de tenis y hasta un proyecto para trabajar en River. Pero tampoco le cierra definitivamente las puertas a un regreso: “Lo que pueda pasar de acá a un año es muy difícil de decir. No es fácil, las veo a Clijsters, Hingis. Eso sí, estoy seguro de que en estos meses no voy a decir ‘vuelvo a jugar’”. DIB 

 

 

Compartir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *