Juntas somos mas

El apellido Williams retumba en el eco del circuito femenino. Tanto Serena como Venus no pasan desapercibidas por sus peripecias en plano extradeportivo, pero sobre todo por sus éxitos en el plano deportivo. Con un tenis basado en la potencia, Serena y Venus conquistaron por segundo año consecutivo el Open de Australia, evento que ya han ganado en cuatro ocasiones.

La dupla estadounidense formada por las hermanas Williams, Serena y Venus, (2) se impuso a la mejor pareja del mundo, la formada por la estadounidense Liezel Huber y la zimbabuense Cara Black, por un marcador global de 6-4 y 6-3 en poco más de una hora de juego en un choque disputado en la Rod Laver Arena y en el que las hermanas más famosas del circuito tuvieron el control en todo momento. Con este triunfo, Serena y Venus reeditan el título que ya lograran el año pasado sobre el tapete aussie.

Esta victoria supone el cuarto Open de Australia de las hermanas después de sus victorias en las ediciones de 2001, 2003 y 2009. Además, en su palmarés se distinguen otros siete Grand Slam (Roland Garros 1999, Wimbledon 2000, 2002, 2008, 2009; y US Open 1999, 2009), cuatro títulos WTA (Oklahoma City 1998, Zúrich 1998, Hannover 1999, Standford 2009) y dos medallas de oro olímpicas (Sydney 2000, Pekín 2008). Todo ello les hace ser la segunda mejor pareja del mundo y las rivales a batir.

La aventura australiana no ha terminado aún para Serena. La menor de las Williams tiene ante sí mañana una segunda prueba de fuego, quizá más importante que la que ha solventado hoy. El ‘ojito derecho’ de Richard Williams buscará ante la belga Justine Henin, en la final individual, el duodécimo Grand Slam de su carrera. Es la número 1 y la rival a batir. ¿Conseguirá Serena repetir el ‘doblete’ del año pasado en Melbourne Park? .-

Compartir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *