Análisis : Barajar y dar de nuevo

El quiebre de Tomas Berdych a Carlos Berlocq que depósito a los checos en la final ante España, también fracturó las posibilidades de Argentina de sumar otra final mas en la Copa Davis.

Asi, la historia de fatalidades en torno a ella, con lesiones, internas, e irrenunciables cuestiones extra deportivas, se cobró un nuevo capitulo este fin de semana.

Decíamos en nuestra entrega anterior, que las similitudes con el 2008 era alarmante y rezábamos para que la historia no se repita. Y lamentablemente, acertamos para nuestra desgracia.

Argentina no aprende de errores pasados y suele reiterar viejos vicios. Las promesas de nuevos vientos siempre traen logicas esperanzas de cambio y apuntan a mejorar, a sumar, a renovar creditos. Pero ésta serie, arrancó mal y terminó peor.

Cuando decimos que comenzó mal, nos referimos a la previa semanal. Con el principal jugador entrenando aparte, sin comunicación fluida con el capitán y menos con los medios, recién el miércoles se sumó al plantel, con cierto malestar de algunos jugadores, aunque ellos no lo digan, por motivos obvios. La novela acerca de si Del Potro jugaba o no, entretuvo a todos y poco se habló de tenis y los checos.

Mientras, con perfil bajo y en silencio, Berdych afinaba la mira de su raqueta para ser el protagonista excluyente del fin de semana en Villa Soldati. Un detalle, del que se tendrá que aprender de cara al futuro.

En simultáneo, todos los que estábamos en derredor del equipo argentino, debíamos conformarnos con trascendidos, o una comunicación desprolija de Del Potro en una conferencia de prensa improvisada en las canchas auxiliares, en la que tampoco se explayó demasiado.

El estrellato, los egos y tal vez sus propios intereses, mueven a las figuras a desenvolverse con esta naturalidad. Que está muy lejos de lo apropiado y convencional. Seguramente, en Flushing Meadows, Del Potro no pueda hacer esto de hablar a la pasada y de parado ante la prensa. Claro, estamos en Argentina.

Volviendo a lo anterior, insisto que los errores se vuelven a reiterar. La AAT esta semana o en breve, le pedirá explicaciones a Jaite de esto que ha sucedido, y enfocará con cierta energía a Zabaleta a que sea un mejor interlocutor entre la conducción técnica y los jugadores. En obvia alusión a Juan Martín, claramente.

Mas en lo técnico es la función de Jaite, y mas en lo personal la de Zabaleta. No es casual esta dupla. Después de tantos años de desencuentros, encontrar una persona como buen nexo, era una apuesta aceptable. Pero parece que en esta serie, no funcionó.

Pero como en hechos anteriores, el capitán tuvo que salir a dar explicaciones por un jugador. En 2008, Mancini tuvo que dar cuentas en rueda de prensa, sin Nalbandian, que improvisó una rueda de emergencia en el Costa Galana el lunes posterior a la final perdida.

Ayer, Jaite tuvo que dar explicaciones por Del Potro, que tampoco estuvo ante la prensa por su baja, y en la cita del viernes, pidió que no le preguntemos por la mano lesionada porque lo preocupaba y lo ponía mal. ¿Y si no le preguntamos allí, cuando entonces? Justo Del Potro, de nulo contacto con los medios o muy poco, solo con los pocos que siguen el circuito, y a veces nada mas.

De última, su vocero habitual, Twitter, dirá algo al respecto …

La falta de un grupo compacto, vuelve a ser una pieza clave en el andamiaje, y eso es una asignatura pendiente, aún reconocida por el mismísimo Jaite. Como dijimos en la semana, las derrotas desnudan las miserias, y los triunfos las tapan.

En lo que respecta a lo institucional, la AAT deberá tomar cartas en esto y le pedirá cuentas a Jaite y Zabaleta, en una semana que se sabrá el cuadro de Copa Davis para 2013 y que se sortea el miércoles próximo. Otra oportunidad, para mezclar la baraja y ver como viene la mano con las cartas que nos toquen.

Al respecto y referido a la AAT, nuestro colega Alejandro Klapenbach, dijo lo suyo, a lo que adherimos sin objeción alguna, desde su cuenta de Twitter , referido a la dirigencia en este momento de tristeza y reflexión.

Lo que viene

El futuro en 2013 depara que Argentina sería local frente a Alemania, Austria, Brasil e Italia; deberá salir de visita contra Canadá, Croacia, Kazakhstán e Israel, y se definiría la localía por sorteo con Bélgica y Suiza.

El tema por saber, es si Jaite sabrá con tiempo con quienes contará para dicha fecha. Al igual que Federer como habito, Del Potro tampoco suele jugar las rondas iniciales. Habrá que ver que panorama tendrá Nalbandian para sumarse a la convocatoria, si es que el cordobés decide extender una temporada mas su actividad en el circuito. Después de allí, no hay mucho mas, solo Mónaco, Berlocq, Leo Mayer y el inamovible Eduardo Schwank para el dobles. Chela, no aparece como alternativa en estos tiempos, mas cerca de su retiro.

Si recurrimos a la historia, ella no hace otra cosa que mostrar una serie de desencuentro alarmante. Vilas-Clerc, Jaite-De La Peña, Coria-Gaudio, Nalbandian-Del Potro, Tito Vazquez-Nalbandian, que no hacen mas que aportar negativamente. Nunca se tuvo a un equipo, siempre fueron antinomias, y eso, en un deporte individualista, pesa.

Mónaco, ayer decía en la conferencia de prensa (ver a los 9:45 minutos), que tiene llegada con los serbios y españoles, y ve como todos tiran para adelante. Nada mas que agregar.

De nuestro lado, podríamos reflejar que los franceses, por caso, se miran y alientan en los M-1000, GS, y se acompañan aún sin estar convocados en la Davis desde fuera, y hasta incluso todos con la indumentaria oficial. Otra escuela, otra educación, y otra imagen.

Los egos, estelares algunos, te nublan la vista. Y para frenar ello, entre otras medidas tentativas que se estan induciendo, habría una determinación de la AAT que le comunicaría a Jaite, en la que deberá poner un plazo con fecha de convocatoria, para que los jugadores contesten con antelación y el capitan sepa tranquilo con quien cuenta. El que no responda, queda afuera. ¿Será así? ¿Podrá Jaite imponerlo?

Para ir cerrando, una palabra para el público. Los silbidos, no ayudaron, y su hipocrecía desde las tribunas tampoco. La misma gente que vitoreó el viernes, silbó el domingo. Sin dudas, la pasión a veces traiciona, y feo.

Asi las cosas, otro tren pasó de largo, y en la puerta de casa. Esa casa, que era inexpugnable y que ya no lo es mas.

Mientras tanto, Berdych nos recordó de nuevo el 2008, mal que nos pese.

El Resumen de la serie

Compartir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *