Por la reconciliación

Pasaron nueve meses desde que Del Potro no juega en Argentina. Y los hinchas, en ese tiempo, se cansaron de verlo en TV. en buenas actuaciones y algunas derrotas. Ese hincha, que también se pinchó un poco cuando supo de su baja en Bamberg, ese hincha podra desquitarse y verlo en acción en Parque Roca, otra vez.

Esa decisión del tandilense en no concurrir el mes pasado, fisuró la relación con la gente. Hubo quienes comprendieron, y quienes no. Con estos últimos, Juan Martín buscará su reconciliación este fin de semana.

Sabido es que no existe el mismo romance entre Delpo y la gente como el que tiene Nalbandian con el hincha. Tienen otra sintonía. Y mimar a la gente, en cada oportunidad que se pueda y en casa, es lo mejor que le puede pasar a Juan Martín.

Ya quedó atrás el desafío ante los germanos, y la gente ya se olvidó de la bronca de su negativa a estar en esa serie. El triunfo tapa todo, y la serie de febrero no fue la excepción. Veremos si el aplausómetro mide mas con Nalbandian que con Delpo.

Este año es el que debe aprovechar el tandilense. Si Argentina sigue con vida en esta serie, accesible, y se muestra de nuevo en Setiembre, allí la torre volvería a jugar en nuestro país. Un calendario el 2012, que lo debe meter si o si entre los top-5, mas los JJ.OO. en Londres, y la Davis … digamos que cargadito será para Del Potro la misión. Su propia misión.

Pero la Davis lo compromete este año y en Argentina. Y cuando opina de los croatas, Delpo muestra mucho respeto por Cilic y Karlovic, a quienes venció en Miami hace unos días atrás, con gran confianza y determinación. "Ellos vienen de jugar en Indian Wells y en Miami como todos nosotros, no creo que el cambio de superficie de cemento a polvo de ladrillo les sea cómodo. Pero es cuestión de ver quién se adapta más rápido, quién saca pequeñas ventajas"

En Miami finalmente se decidió por estar en Argentina jugando la Davis. Necesitaba jugar en su casa y al respecto desenfunda sus motivaciones por ello "Sabía que iba a a estar acá. Lo pasaré en Buenos Aires. Ojalá vengan amigos y familiares para no estar lejos de ellos. Pero también es muy lindo pasarlo con otra gente y con la gente a la que le gusta el tenis y con los que me siguen todo el año y me ven poco acá. Será una semana diferente pero linda también".

Además de vencer a los croatas, deberá seducir a 14000 almas. Esa doble misión no parece imposible para él, que busca una buena actuación ante su público este fin de semana. Y sentir el calor de el Parque Roca reventando de gente, le va a venir bien pensando en lo que puede venir en semis, Republica Checa o Serbia.

Compartir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *