Soderling : “espero que Borg me mande un sms”

El sueco Robin Soderling, que eliminó a Rafa Nadal y evitó que éste rompiese el récord de su compatriota Björn Borg, que también ganó cuatro veces consecutivas Roland Garros, dijo que espera que el legendario jugador "al menos" le envíe un SMS.

"Estoy esperando al menos un SMS de Borg", bromeó el tenista que con su victoria por 6-2, 6-7 (2), 6-4 y 7-6 (2) en octavos de final del Grand Slam de París ha impedido que Nadal se convierta en el primer jugador en ganar cinco veces consecutivas el torneo.

El de Tibro, al sureste de Suecia, comentó que no llamará a aquel jugador que se sujetaba la melena con una cinta y que acaparó la Copa de los Mosqueteros entre 1978 y 1981, después de haberla ganado ya en otras dos ocasiones en 1974 y 1975.

"Estaría genial que Borg me llamase"

"No voy a llamarle", indicó Soderling, pero "estaría genial que él me llamase", apuntó un tenista que cumplirá 25 años el próximo agosto y que durante su duelo contra Nadal se repetía "éste es sólo otro partido", según confesó.

En realidad, reveló después, intentaba "no pensar" y terminó ganando en cuatro sets, algo que "ni siquiera podía soñar antes del partido", dijo. Ahora, "tendrá que pasar tiempo hasta que pueda pensar" en su gesta "de manera adecuada", razonó un tenista que, al acabar el encuentro necesitó un tiempo para sí mismo.

Ahora, el sueco se medirá en cuartos de final contra el ruso Nicolay Davidenko y le quedan en el cuadro nombres como Roger Federer, Andy Murray, Juan Martín del Potro, Jo-Wilfried Tsonga, Tommy Robredo o Fernando González, entre otros. "Son todos grandes jugadores. Creo que puedo ganar a cualquiera pero en un mal día, puedo perder contra cualquiera", dijo con humildad Soderling en una abarrotada sala de prensa por la que instantes antes había desfilado Nadal.

 

No fue el mejor partido de su vida
Sin arrogancia, el 25 mejor jugador del mundo explicó que frente al español no jugó el mejor partido de su vida y que ha habido otros partidos en los que ha desplegado mejor tenis, aunque reconoció, no obstante, que estuvo a un gran nivel.

"Jugué exactamente como quería jugar antes del partido", haciéndolo correr, comentó el sueco, quien subrayó que sacó "extremadamente bien" durante un partido en el que mantuvo siempre la sangre fría, incluso cuando Nadal le ganó el segundo set en el desempate, cuando se dijo "no pienses", recordó.

Compartir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *