Nadal gritó en San Pablo

La gente que vió el partido de Nadal ante Nalbandian, vino a ver otra cosa. Y se quedó con las ganas. Igualmente, Nadal tiene algo que muy pocos se pueden dar el lujo de tener. La capacidad de ganar, aún jugando mal. Claro, si del otro lado el rival colabora, la empresa es mas sencilla.

Así, en una final deslucida, Rafael Nadal venció a David Nalbandian por 6-2 y 6-3 y se quedó con el ATP 250 de San Pablo, en la continuidad de la gira más importante en Latinoamérica. De esta manera, Nadal volvió a "morder" un trofeo desde su triunfo en  Roland Garros ’12.

Como en una pelea de boxeo de pesos pesados, el comienzo fue bien de estudio… Hasta el sexto game, cuando Nadal aprovechando el segundo de los tres break points disponibles, quebró el servicio del argentino, dosis que repitió en el octavo game para llevarse el primer chico por 6-2, en un tramo que lo tuvo mucho más cómodo que en los encuentros previos.

Nalbandian - San Pablo '13 - TyC

En el comienzo del segundo parcial fue Nalbandian quien logró quebrar el servicio del rival ya en el primer game, dosis que repitió en el tercero para pasar a servir 3-0. En ese momento, Nadal volvió a ser el que fue en el comienzo y, sumados a errores del cordobés, acumuló 6 games seguidos en su faena para cerrarlo 6-2 y 6-3 tras una hora y 17 minutos.

Se trató de una semana récord para el Brasil Open que, gracias al español, en su decimotercera edición tuvo a 57.465 espectadores presentes.

"Espero que esto sea el inicio de un buen comienzo", aseguró el campeón tras recibir un trofeo que coronó "una semana muy bonita" y que dedicó a las personas que le han acompañado en "estos tiempos complicados", entre quien estaba su padre, Sebastián Nadal, quien no logró contener unas lágrimas con el triunfo. "Todos los títulos son importantes. Más aún en un momento de recuperación", finalizó Nadal.

 Rafa festeja victoria San Pablo '13

Así, antes de un descanso pensando en el ATP 500 de Acapulco, el zurdo sumó su título número 51, primero desde Roland Garros 2012 y octavo seguido sobre polvo de ladrillo -37º en esta superficie, en la que tiene una efectividad de 92,8% victorias-.

Además, le sirvió para estirar diferencia por sobre Tomas Berdych, sexto en el ranking mundial, aunque aun lejor de su compatriota David Ferrer, que continúa cuarto. Nalbandian, que buscaba su título número 12, se volverá a meter entre los primeros 80 del mundo.

Ahora, sin estar en el más alto nivel, el de Manacor fue contundente ante Nalbandian, dando muestras de que su camino rumbo a la plenitud recién comienza. Pero con victorias será más saludable.

Por el lado del argentino, fue una semana excelente. Salvo hoy ante el español, el cordobés desplego el tenis de otro tiempos, mostrando que si bien su físico esta frágil, su tenis goza de muy buena salud .- 

Dejanos tu comentario haciendo clik aquí

Compartir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *